¿Es posible ganarle a Inglaterra?

El título de la nota, en este momento, es la pregunta del millón y trataré de responder de acuerdo a lo que yo veo posible ya que será una misión con un grado de dificultad y complejidad extremas.
¿Cuáles serán Los Pumas que van a jugar contra los ingleses? No me refiero al equipo sino a la actitud y compromiso por parte de todos los integrantes del plantel, incluido el cuerpo técnico de Mario Ledesma. Si sale a jugar el equipo timorato, dubitativo y lento del primer tiempo, la mejor opción sería tomarse el vuelo de regreso a nuestro país apenas culmine el match. Pero hay un inconveniente, estamos hablando de Los Pumas y no de cualquier otro seleccionado porque conocemos (y sabemos) las hazañas que lograron en muchos pasajes de su historia, lo cual complica este análisis un tanto lineal que está dirigido a quienes no consumen rugby regularmente o solamente les interesa cuando nuestro seleccionado pierde y salen a criticar con sus verdades reveladas: derrota digna, el rugby es profesional, en otros deportes también hacen sacrificios y un largo etcétera.
¿Se van a entregar fácilmente? Nuestro seleccionado se comió palizas memorables a lo largo de su historia pero jamás se rindió ya que la rebeldía ante la adversidad está en el ADN de quienes tuvieron el honor de vestir esta camiseta y claudicar no es una opción jamás.
¿Si salen a jugar como en el segundo tiempo contra Francia hay chances? Lo más probable y aconsejable es que Los Pumas traten de jugar con el pack de forwards bien juntito para ir hacia adelante y largar la guinda en el momento oportuno para lastimar con los backs y así marcar puntos o generar penales, un estilo de juego donde se guarde la pelota un poco para ir sumando puntos sin prisa y sin pausa. Inglaterra tiene un equipo formidable y sería un error cambiar golpe por golpe porque sus tres cuartos son veloces,  dúctiles y con una comprensión del juego envidiable porque saben en todo momento lo que tienen que hacer. No les gusta cuando le esconden la pelota y eso puede ser un punto de partida interesante para nuestro equipo. Hay que cuidar la pelota en el manejo (recordemos como se pierde la ovalada en la última jugada del partido con Francia) tanto por parte de los forwards como de los backs y hay que mejorar el tackle de manera urgente ya que contra los franceses se erraron diecisiete tackles en el primer tiempo, una enormidad que resta eficacia a la hora de defender y condiciona el desarrollo del partido.
 Es una empresa muy difícil pero para los ingleses, nuestros Pumas serán un rival muy incómodo y herido, lo cual los transformará en un equipo muy peligroso para enfrentarse a cualquiera. Para construir una victoria posible, los pilares tendrán que ser el tackle, el cuidado de la pelota, máxima concentración los ochenta minutos que dura el encuentro y cerrar un poquito el juego para que los forwards tengan más tiempo la pelota en su poder. Intentar otras soluciones sería suicida y en ese caso ya no habrá retorno. ¡Vamos Pumas!

2 comentarios en “¿Es posible ganarle a Inglaterra?

Los comentarios están cerrados.