La Copa Liga Profesional le da una vida más al canalla

Rosario Central cumplió su parte y derrotó a Godoy Cruz en Mendoza por 1-0 con gol de Javier Novaretti. El sábado se jugará su futuro inmediato ante River en el Gigante de Arroyito. El rendimiento del equipo dirigido por el Kily González en esta Copa Liga Profesional fue claramente de mayor a menor. Asusta la zaga central de cara al futuro.

No tenía más chance que la victoria para seguir soñando. La Copa Liga Profesional tiene un formato que no perdona los errores. Y Rosario Central ya se los había gastado a cuenta ante River y Banfield. Por eso debía ganar sí o sí en Mendoza ante uno de los dos peores equipos de esta competencia (el otro es Racing) para seguir soñando con clasificarse a la Fase Campeonato. Porque cualquier otro resultado significaba lisa y llanamente la eliminación del canalla en el torneo. Y con esa idea arribó a Mendoza.

Cristian González quedó muy enojado por el rendimiento que tuvieron sus dirigidos frente a Banfield. Y no trató de ocultar ese malestar, sabemos que el Kily es un tipo frontal y de muy pocas pulgas. Y el mensaje caló hondo en sus players porque entendieron que no había un mañana si no ganaban en el Malvinas Argentinas. Claro que el canalla fue decreciendo con su juego y si bien no pasó grandes zozobras defensivas tampoco fue un equipo que arrasó a su rival aunque haya ganado merecidamente. Godoy Cruz necesitaba ganar para tener algún tipo de esperanza y no quedar eliminado de manera tan temprana. Está claro que la apuesta de Diego Martínez llevará algún tiempo plasmarla en la cancha. Esta es una de las ventajas que no haya descensos.

Damián Martínez cumplió en líneas generales.

Arranque confuso

El 5-2-2-1 con el que arrancó el canalla fue totalmente mentiroso porque ni bien se puso la pelota en movimiento Damián Martínez y Lautaro Blanco se transformaron en dos pistones por sus respectivas bandas y el sistema fue un 3-4-2-1 con la sola referencia de Lucas Gamba en ataque. Lo cual no significaba que Central no merodeara el área defendida por Nelson Ibáñez.

Fabián Rinaudo le aporta el equilibrio necesario al mediocampo para que los centrales no queden desprotegidos y eso se notó enseguida. Diego Novaretti, Joaquín Laso y Jonathan Botinelli son pesados y lentos y si no hay alguien por delante de ellos que lo proteja comienzan los problemas. Claro que esta vez las dudas fueron maquilladas casi siempre… Central se acomodó en el terreno de juego y comenzó a prevalecer en el desarrollo sobre un limitadísimo Godoy Cruz. Claro que esto fue un espejismo porque duró un suspiro.

Magnífica definición de Lucas Gamba que se fue al lado del palo. Uno le reconoce el esfuerzo al 28 pero Central necesita un 9 con urgencia.

Habemus gol y el canalla recula

El partido recién se estaba armando luego de esos primeros diez minutos de confusión rosarina cuando llegó el gol para los Kily’s boys. Córner desde la derecha ejecutado con maestría al primer palo por Emiliano Vecchio para que Javier Novaretti se anticipe a sus marcadores y conecte la bocha con el parietal izquierdo de pique al piso par que pase por entre las piernas de un muy flojo Nelson Ibáñez y abra el marcador. 1-0 y a calmarse. ¿Ah no? Cierto que estoy escribiendo sobre Central en esta Copa Liga Profesional…

Porque a partir del gol todo el equipo retrocedió y el pobre Lucas Gamba quedó solito arriba para que se las arregle como pueda. Y sobre el final de la primera parte tuvo la suya cuando entró desde la izquierda y definió cruzado con la cara externa de su pie derecho y la pelota salió besando el palo. Si entraba era para cerrar la cancha… Unos minutos antes Tomás Badaloni definió ante la salida de Marcelo Miño y el balón dio en el palo. Central no dio demasiadas ventajas atrás pero cuando lo hizo terminaron en ocasiones claras de gol para el local.

Rodrigo Villagra fue un buen ladero de Fito Rinaudo en la mitad de cancha.

Segundo tiempo, la nada misma

Directamente sobraron esos 45 minutos porque a Godoy Cruz no se le cayó una idea y Central se dedicó a administrar la ventaja para no llevarse sorpresas desagradables. Los dirigidos por el Kily bajaron el ritmo ex profeso para cuidar las piernas pensando en el crucial y definitorio partido frente a River el sábado 28 en el Gigante de Arroyito. Godoy Cruz intentó perforar sin éxito la telaraña defensiva del canalla que respondió bien, el asunto será ver que hacen cuando la exijan un poco más porque quedó claro que cuando apuran a la defensa el canalla la pasa horriblemente mal… Claro que Néstor Pitana mostró una vez más su encono hacia el canalla al no cobrar un clarísimo penal en contra de Alan Marinelli por un topetazo de Agustín Manzur. Y así se fue el doparti. Central ganó ya que no podía perder un punto más pero mirando el arranque del campeonato ante este mismo rival notamos una merma en su rendimiento. Yo no me quiero preocupar pero…

Emiliano Vecchio es amo y señor de este equipo. Si tuviera más compañía se podría soñar más alto…

El futuro no brinda demasiadas expectativas

Porque queda claro que las incógnitas sólo se patearon para adelante ya que no hay ni tiempo ni material para resolverlas a la brevedad. O sea que hasta diciembre habrá que seguir resaltando las cosas positivas de este equipo y en el receso reforzar la zaga central y buscar un 9 de verdad ya sea Marco Ruben o el Toro Fernando Zampedri. Si no vuelven ellos habrá que salir al mercado con una billetera bastante raquítica para traer a un centrodelantero que sea una apuesta. Y no estaría nada mal traer a un arquero onda Mauricio Caranta a quien en su momento la dirigencia le dio el raje para que el Melli García ocupe su lugar. ¿Dónde está cada uno hoy en día?

El Pupi Ferreyra alternó buenas y malas. Le falta rodaje para jugar como volante.

Las preguntas son muchas y difíciles de responder pero está claro que jugando de esta manera el equipo no tendrá muchas chances de clasificar a la Fase Campeonato de la Copa Liga Profesional (¿se jugará de nuevo?) Cuantas dudas…) y deberá reconstruirse desde la Fase Competencia. Pero para apostar por los pibes y no hacer fracasar cualquier intento de recuperación es que la dirigencia deberá trabajar muy bien con los refuerzos. Porque los culpables de este presente no son ni el Kily ni los jugadores sino que están en calle Mitre. Tal vez mi problema sea que pienso demasiado en vez de disfrutar de esta victoria…

Fotos: gentileza Prensa Rosario Central.

Gonzalo Ferrer

Periodista tucumano viviendo en Rosario. D10S, Ferrari, Queen, el Pato, el Matador y Su Majestad en el orden que quieras. Rock, mucho rock.

También te podría gustar...

1 respuesta

  1. miércoles 2 diciembre 2020

    […] que no le dieron a Central en las cinco fechas disputadas (Godoy Cruz, River Plate, Banfield, los mendocinos y el millo nuevamente) porque algunos son […]

Dejá tu comentario...