Volver del infierno

Se cumplen nueve años del descenso de River a la Primera B Nacional. Lo que comenzó como una afrenta a su historia terminó siendo la base del maravilloso presente que goza hoy en día el club de Nuñez.

El 26 de julio de 2011 sucedió lo imposible cuando Belgrano de Córdoba le ganó el repechaje a River Plate (los cordobeses ganaron por 2-0 en el Mario Alberto Kempes mientras que en el Monumental empataron 1-1) y lo condenó a jugar en la Primera B Nacional donde lo esperaba otro gigante como Rosario Central que no había logrado hacer pie en la categoría en la temporada anterior. Primero hay que saber sufrir reza la letra de ese maravilloso tango que es Naranjo en flor y que el Polaco Goyeneche interpreta como nadie. Y esa metamorfosis que sufrieron los millonarios mientras hacía un tour futbolero por toda la Argentina que lo llevaron a pisar canchas que sus hinchas ni sabían que existían fueron los cimientos de su maravilloso presente.

Ese eterno año en la B Nacional templó el carácter de todos: jugadores, dirigentes e hinchas que se bancaron las lógicas cargadas que provenían de los seguidores de su archirrival, Boca Juniors. Las incipientes redes sociales de la época eran un volcán en ebullición ya que la situación era extremadamente rara y anómala ya que el club más grande de la Argentina a nivel de títulos locales debía enfrentarse a rivales con los cuales no había jugado jamás y en unas canchas que eran más ásperas que ir a la guerra Vietnam ya que todos los equipos querían lucirse y pegar el batacazo para enmarcarlo en una pared que diga yo le gané a River. Bajo ese contexto es que el millo le agregó ciertas características a su temple y a su forma de ver y sentir el fútbol. Stop.

muñecoydonofrio - Volver del infierno
Marcelo Daniel Gallardo y Rodolfo D’Onofrio, los cerebros de este nuevo y renacido River.

River Plate es históricamente el abanderado, junto a Independiente, del fútbol atildado y prolijo que caracteriza a nuestro país desde los comienzos de la práctica del balonpié pero siempre se lo acusó de no estar preparado para afrontar y ganar torneos internacionales (¿se acuerdan cuando la gente decía que River era un club de cabotaje antes que el Bambino Veira gane todo?) por un lado y por el otro quedó grabado en el imaginario popular el mote de gallinas por ceder fácilmente ante la presión en determinadas circunstancias.

Play. Todas pero absolutamente todas esas cuestiones fueron saldadas desde mediados del 2012 a la fecha. ¿Quién va a decir en su sano juicio que River es un club de cabotaje nuevamente? ¿Alguien lo va acusar livianamente de gallina cuando destrozó, acobardó y apichonó a Boca de todas las maneras posibles en cuanta definición se lo haya cruzado? ¿Quién está en condiciones de afirmar que esto es casualidad sin mirar la película entera? El descenso es un infierno en nuestro país ya que abre puertas a lugares que uno ni se imagina que puedan existir, es algo que no se le desea ni al peor enemigo pero también puede ser un lugar de redención y aprendizaje si uno hace la lectura correcta del caso. Y así lo tomó el público riverplatense en general y la dirigencia en particular.

libertadoresmadrid - Volver del infierno
El festejo en Madrid por la obtención de la Copa Libertadores 2018 frente a Boca.

Así logró volver rápidamente a primera, a ganar campeonatos de la mano de Ramón Díaz y tras la llegada de Marcelo Daniel Gallardo a la conducción del primer equipo es que la entidad de Nuñez saldó sus cuentas pendientes con la historia y catapultó su presente a unos confines insospechados e inesperados. Ya nadie puede discutir la grandeza de la banda porque luego de ascender sostuvo sus banderas históricas y le agregó las cosas que siempre le reclamaron ¿Quién se iba a animar a vaticinar que este River del Muñeco pelearía codo a codo junto a La Máquina o al equipo del Feo el título de mejor de la historia del club? Nadie, hace apenas cinco años atrás esto era inimaginable. Y mientras mira su pasado no tan lejano con cierta tristeza no deja de disfrutar de su presente y su futuro porque definitivamente del descenso se vuelve…

Fotos: gentileza River Plate

Gonzalo Ferrer

Periodista, ex rugbier. D10S, Ferrari, Queen, el Pato y Su Majestad en cualquier orden. Rock, literatura, cine. Entusiasta de casi todo deporte que se juegue con una pelota. Nieto de quien armó el plan para ganar México 86.